sábado, 21 de agosto de 2010

deuda perdiente


La luna no quiere verte triste
quizás te has enojado con ella
pero no hace más que seguir tus lágrimas
hasta que ardan en el fuego.

En un oído le contaron
que una estrella callada
sigue tus pasos en este mundo
y que en un lenguaje que no entiendes
te canta lo oscuro que puedes ver
el día, y lo hostil que puedes hacer las noches

No creas que son cuentos,
no intenta convencerte de nada.
En todo caso, hace mucho quiere decirte:
voltea el rostro y verás
que quizá no sea más lindo el mundo de tu imaginación
que el que te golpea entre los vientos de humos y tabaco barato,
pero quizás la persona que te quiere
busca una sonrisa tuya.

Me ha contado que no es por creerse payaso
si así lo fuera, se equivocó de profesión
sólo me confesó, que trata de parir una risa de tu boca
su razón no es que le moleste tu lápida de rostro,
sino porque es la deuda perdiente que él tiene con vos.
jn.-

2 comentarios:

Horacio dijo...

Muy bueno: me quedo con esto:

"sólo me confesó, que trata de parir una risa de tu boca"....

Abrazo, buen taller el del sábado.

Jorgen dijo...

Gracias Saboracio jaja!